Primeros auxilios

31/03/2015

Perros

. Los animales con dolor intenso se tiene que manipular con precaución ya que pueden responder con agresividad ( mejor poner un bozal o lazo en la boca, sólo durante la manipulación.
.Los siguientes consejos no son un tratamiento completo, sólo sirve para reducir el riesgo de la urgencia hasta que el animal reciba atención veterinaria lo más rápido posible.

INTOXICACIONES MAS FRECUENTES

Agua con lejía: pueden beber directamente de la pila de fregar. El animal no querrá comer ni abrir la boca por dolor. El aliento huele mal ( a cloro) y pueden tener úlceras en la mucosa. Dar leche para reducir ácidos.

En el resto de intoxicaciones, si estamos seguros que ha ingerido un tóxico y haga menos de dos horas ( todavía no se ha absorbido y no hay síntomas generales) conviene provocar el vómito: poner dos cucharadas de sal en la boca y mantenerla cerrada unos segundos; empezará a tener arcadas y posiblemente vomitará. Este procedimiento tiene sus riesgos (deglución desviada).Llevar el envase del tóxico al veterinario

Raticidas: por ingestión directa del veneno o bien cadáveres intoxicados. Provoca hemorragia.

Insecticidas y antiparásitos: ( collares antiparásitos, veneno para hormigas, caracoles…) Acostumbran a provocar signos nerviosos: tics musculares, convulsiones… en el caso de que sea una intoxicación a través de la piel ( a las pocas horas de aplicar algún antiparásito), conviene lavar generosamente al animal, vigilando que después no coja hipotermia.

Hachís: somnolencia, hipotermia, movimientos extraños… mantener despierto y caliente.

Medicamentos: llevar la caja al veterinario

HEMORRAGIAS

Por heridas: adjuntar el tejido lesionado y hacer presión directa con un trapo; si se empapa no retirar, añadir más trapo y presionar más fuerte. También se puede hacer presión indirecta para reducir el flujo sanguíneo, pero es necesario conocer la anatomía canina: para lesiones en extremidades anteriores, presionar la axila; en extremidades posteriores presionar la ingle.

Sin causa traumática: vómitos, orina, orificios nasales… se da por problemas de coagulación: por intoxicaciones, enfermedades infecciosas, hereditarias… Evitar situaciones de riesgo de heridas y hacer un examen veterinario a fondo.

CHOQUE DE CALOR

Durante los meses de calor, prohibido dejar ningún animal dentro del coche, aunque esté a la sombra, ni en terrazas sin cubiertas frescas, ni hacerlos correr con el bozal puesto. El animal estará tumbado, con respiración rápida, asfixia y muy caliente. Se tiene que llevar a un sitio fresco y refrescar lentamente ( agua en las axilas, cuello, ingle… o envolver en una toalla mojada y trasladar urgentemente al veterinario para tratar el choque.

FRACTURAS

Por caídas, mordiscos, atropellos, trasportar sin movimientos innecesarios al veterinario: haciendo servir transportins, camillas (manta o toalla) coche, para evitar que la fractura se mueva.

ASFIXIA

A veces mejoran con aire corriente y fresco; evitar no estresar al animal para no empeorar la ansiedad y la asfixia.

CONVULSIONES

Evitar que se lesione con caídas o golpes ( aguantar la cara, poner cojines). Observar como es la convulsión para poder explicársela al veterinario: duración, si ha habido una estimulación previa, qué movimientos hace… Es conveniente hacer una revisión neurológica para descubrir la causa.

 

Gatos

. Los animales con dolor intenso se tiene que manipular con precaución ya que pueden responder con agresividad o escaparse ( mejor poner en un trasporting).
.Los siguientes consejos no son un tratamiento completo, sólo sirve para reducir el riesgo de la urgencia hasta que el animal reciba atención veterinaria lo más rápido posible.

Caídas o síndrome del gato paracaidista: si no encontramos a nuestro gato dentro de casa y tenemos alguna ventana o terraza abierta, hemos de buscar por la calle, normalmente buscan un sitio cercano para esconderse y si nadie los echa se pueden pasar allí días. Llamarlo por su nombre hasta que conteste. Explorarlo suavemente y observar como camina. Ponerlo dentro de un trasporting y llevarlo al veterinario. Si está identificado reducimos el riesgo de pérdida.

Asfixia: Normalmente va ligado a un problema asmático pero puede tener otras causas. Es difícil de valorar en gatos: está inmóvil con respiración rápida y expresión de ansiedad. Probar de ponerlo en el exterior con fresco o bien delante de la nevera con la puerta abierta, pero sin estresarlo y llamar al veterinario.

Heridas por mordiscos o impacto de proyectil ( hemorragia): Variará según la localización: si afecta al ojo, se tiene que limpiar ( serum, lágrima artificial…) y tapar
( gasa, o trapo húmedo); si hay hemorragia, recolocar los tejidos dañados y hacer presión sobre la herida con trapos o gasas… sino para la hemorragia, no retirar el trapo o gasas, añadir nuevas, aumentar la presión y hacerla más precisa.

Fracturas: Por caídas, mordiscos, atropellos, trasportar sin movimientos innecesarios al veterinario: haciendo servir transportins, camillas (manta o toalla) coche, para evitar que la fractura se mueva.


-- Download Primeros auxilios as PDF --